Recherche

El gas butano cobra víctimas en serie al norte de Marruecos

21 de diciembre de 2020 - 10h00 - Marruecos

© Copyright : DR

En un espacio de unos días, la ciudad de Tánger registró la muerte de nueve personas, de las cuales cuatro miembro de una misma familia, un abogado así como una pareja. Todos fueron encontrados inanimados, en su domicilio, ahogados por el monóxido de carbono, tras una fuga de gas butano.



Fue el caso por ejemplo de un moqaddem. Intrigados por su ausencia, los compañeros del ayudante de la autoridad acudieron a su domicilio ubicado en el barrio Mghougha Saghira. En el lugar del accidente, encontraron el cuerpos sin vida del moqaddem (28 años), la de su mujer (22 años) y de sus dos niños (de 18 y 6 meses) en la habitación. Los fallecimientos se produjeron tras la inhalación del gas butano, que fugó la noche, de una de las bobonas de la cocina de su casa, informa Assabah, que indica que el butano se utiliza en la cocina, los calentadores de agua con gas y el calentamiento tradicional.

Este caso acaba de sumarse a otro ocurrido lunes pasado en una casa en el barrio Souani Tánger. Allí, subraya el diario, una pareja encontró la muerte, mientras que sus tres hijos fueron salvados, por fortuna, tras haber sido trasladados en un estado crítico al hospital regional Mohamed V.

Según los actores asociativos y el personal sanitario de la ciudad, estos accidentes son frecuentes por los tiempos de bajas temperaturas en la región del norte. En la mayoría de los casos, están relacionados con el mal uso de los calentadores de agua de marca china, baratos, pero que vendrían con defectos de fabricación.

Por: Bladi.es

Bladi.es